jueves

Já, nunca.

El pulso se acelera, el colchón, pide clemencia, las sábanas se pierden, el sudor es competencia. Hemos llegado hasta aquí, alguien puede frenarnos? INTÉNTALO.

No hay comentarios:

Publicar un comentario