domingo

-Venga, dime la verdad.
+¿La verdad? No serviría de nada.
-¿Por qué dices eso?
+Porqué lo sé, crees que la verdad es una espiece de estandarte de pureza, verdad? Pues adelante sé sincera, y verás lo que consigues. Decir la verdad a la persona y en el momento equivocado me ha llevado hasta aquí. Aprende de mí, siempre es mejor soltar una buena mentira.



1 comentario:

  1. :o Me encanta! A partir de ahora tienes una seguidora más :)
    Me gusta la foooooooooooto
    Beeeeeesazos!

    ResponderEliminar